Cuando sube la marea

20140210-144801.jpg

He hecho todo lo que ha estado al alcance de mi mano para estar bien, pero hoy la hemoglobina amanece en 7.4 y me dan ganas de rendirme.

No hay energía, mi cuerpo entra en piloto automático, solo dormito, despierto y me canso.

Me traicionan los pensamientos: pienso en lo que viene y evalúo si no tendré sobrevalorado el esfuerzo que hago para quedarme, mi vida ha sido tan plena, tan hermosa, tan sazonada, que me niego a quedarme con ella hasta hacerla palidecer. Pienso en Cuau y en los míos a quien si puede elegir escojo darles mañanas lejos de los hospitales.

No estructuro claramente, el agua me borra la mirada. El estudio de esta tarde me hunde o me salva. Por lo pronto mañana me trasfunden y eso aleja la posibilidad de trasplante y mis ganas de seguir se tropiezan.

Anuncios

3 pensamientos en “Cuando sube la marea

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s