Alzar el vuelo

20131220-114802.jpg

Ya con el boleto de avión a mi puerto, me despierta la emoción por ver a la gente querida. Hoy llegué un chirris tarde a hemo, no me podía despertar, se avecina un fin de semana atípico que incluirá sesión en domingo. Así que de aquí a que aborde tendré dos hemodiálisis más.

En la isla esta mañana veo como se organizan para atender a los pacientes el 24, como sacrifican los enfermeros su día de descanso para que esta maquinaria solo pare el 25. Y entiendo porque los siento tan cercanos, su dependencia de las máquinas es distinta pero los percibo ligeramente hermanados conmigo.

Me empiezo a preparar para 2014, sospecho que será el año en que volveré a volar más allá de tres días. El primer viaje es enero y será moderado, después a mediados el experimento de permitirme hemodiálisis en otra ciudad y para otoño hemodiálisis a bordo de un crucero. Si para 2013 quería correr, nadar y escribir, para 2014 amenazo con navegar, volar y recuperar mi esencia viajera.

Así este viernes de desempolvar las alas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s